sanpedro

Sabios consejos sobre el ayuno y la ceremonia de Ayahuasca

En primera instancia los seres humanos vivimos porque fluye el tacto sagrado de Arutam en nosotros. La chispa de la Vida gritó en nosotros y parpadeará los años que cuidemos su presencia en nuestro cuerpo. Una buena dieta prolonga la vida, favoreciendo que no sea necesario consumir tantos recursos de esa energía original. Muchas personas en busca de energía abundante y de rápido efecto, abusan de productos que poco a poco van enfermando sus cuerposgritó (manufacturados, aceites refinados, grasas transgénicas, fritos, azúcar y dulces, harinas, carne de animales pesados o torturados, etc. Esa necesidad surge normalmente de una debilidad del tacto original: mitad consumido, mitad olvidado. Sin saber bien que hacen, continúan por largo tiempo perjudicándose de esa forma. Pronto sentirán que algo va mal y ansiarán darse una oportunidad con la medicina herbal y ayunos. Si es que estamos a tiempo de poder ayudar, primero se debe chequear el estado de salud del paciente y un chamán será bastante preciso al describir su estado energético también. Todo comienzo excelente debe consistir en un cambio gradual de la dieta, para más tarde complementar con hierbas, si es necesario, para fortalecer los puntos más débiles donde este fallando el metabolismo. Un médico entiende el funcionamiento del cuerpo como un todo unido al mundo, el distanciamiento del Espíritu produce el olvido de la armonía del Gran Canto de la Vida. En este caso, nuestras tendencias determinarán de qué forma distorsionamos la Gran Armonía y a dónde iremos a parar.  Tras un tiempo considerado por el maestro y atendiendo a los detalles del paciente de forma regular, se puede comenzar el camino del chamanismo en una experiencia más directa con sus ceremonias y enteógenos diversos. Un cuerpo más saludable y una mejora considerable del tacto sagrado, nos apoyarían en un proceso que ni dando lo mejor de nosotros mismos, sabríamos si sería suficiente. La práctica de este camino requiere una correcta nutrición que nos mantenga fuertes y puros. Al paso del tiempo, el individuo va desarrollando habilidades que le permiten acomodarse a la práctica del Natem, más adelante, llegará el momento de profundizar a través de ayunos cortos en días normales. En esos días será fácil, a través del pulso, ver cómo se mantiene el cuerpo sin darle calorías, eso desvelará si la vida es suficientemente intensa en nosotros. Eso más el correcto desarrollo de habilidades en ceremonia, permitirá que el alumno comienze a explorar sus profundidades completamente vacío bebiendo la Ayahuasca. La tradición nos lleva a largos ayunos, por muchos días, largas caminatas en la selva y sus Cascadas, bebiendo Tabaco y soñando; bebiendo grandes cantidades de Ayahuasca en "Natemamu"; los extractos más potentes de Natem en ceremonia, medicina soplada, transmisiones de poder y curaciones.  Quiero aclarar que esas correctas habilidades son casi imposibles de desarrollar sin años de experiencia con un buen maestro, que además esté centrado en ese trabajo con el alumno. Quiero también explicar, una persona que no tenga energía suficiente, ayune y encima tome Natem (un producto fuerte y de alta calidad), se va a venir abajo, poniéndose en peligro de puro gusto, para después lamentarse en desesperación pidiendo una ayuda ajena difícil de aplicar. Por supuesto la mayor parte de los brebajes que se ofrecen a desconocidos son entregados por personajes que intentan imitar a un verdadero chamán, además esas pócimas no tienen nada que ver con las recetas poderosas antiguas de las tradiciones, básicamente son una droga alucinógena para ver colores un ratito, mucha hoja de yaji y bejucos tiernos con poca cosa de Natem. Es normal, la mayor parte de la gente que viaja y quiere comprar espiritualidad de la cultura moderna, no está preparada para recibir esto y trabajar en serio con el chamanismo. Con dinero sólo se puede comprar un destello lejano de la profundidad del mundo de un pueblo. Por otro lado, la corrupción y el sufrimiento de los pueblos indígenas, los ha avivado en contra del mundo y especialmente de los hijos blancos de sus crueles conquistadores. Por otro lado el chamanismo se olvida y los nativos jóvenes (que hoy son los supuestos chamanes) desean lo que a nosotros nos ha hecho olvidar y empezar una nueva búsqueda. Los mayores ya no están y los jóvenes no aprendieron, ¿se dan cuenta de que estamos al borde de que el verdadero chamanismo quede en un teatro sin raíces y sabiduría?  No ayunen antes de una ceremonia, hagan una dieta perfecta seria y constante, esa es la clave. Cuiden el tacto sagrado y mantengan la llama de la Vida a tope. Serenen sus corazones y mente para llenar el presente de la riqueza del sentir de Arutam. Abandonen la resistencia, no den de comer más a ese monstruo que devora el tacto sagrado. Entrenen y aprendan con un buen maestro que porte los ecos de los ancianos y una buen Natem que exija lo mejor de nosotros. Los largos ayunos vendrán más tarde y todo será hermoso.

En primera instancia los seres humanos vivimos porque fluye el tacto sagrado de Arutam en nosotros. La chispa de la Vida gritó en nosotros y parpadeará los años que cuidemos su presencia en nuestro cuerpo. Una buena dieta prolonga la vida, favoreciendo que no sea necesario consumir tantos recursos de esa energía original. Muchas personas en busca de energía abundante y de rápido efecto, abusan de productos que poco a poco van enfermando sus cuerposgritó (manufacturados, aceites refinados, grasas transgénicas, fritos, azúcar y dulces, harinas, carne de animales pesados o torturados, etc. Esa necesidad surge normalmente de una debilidad del tacto original: mitad consumido, mitad olvidado. Sin saber bien que hacen, continúan por largo tiempo perjudicándose de esa forma. Pronto sentirán que algo va mal y ansiarán darse una oportunidad con la medicina herbal y ayunos. Si es que estamos a tiempo de poder ayudar, primero se debe chequear el estado de salud del paciente y un chamán será bastante preciso al describir su estado energético también. Todo comienzo excelente debe consistir en un cambio gradual de la dieta, para más tarde complementar con hierbas, si es necesario, para fortalecer los puntos más débiles donde este fallando el metabolismo. Un médico entiende el funcionamiento del cuerpo como un todo unido al mundo, el distanciamiento del Espíritu produce el olvido de la armonía del Gran Canto de la Vida. En este caso, nuestras tendencias determinarán de qué forma distorsionamos la Gran Armonía y a dónde iremos a parar.

Tras un tiempo considerado por el maestro y atendiendo a los detalles del paciente de forma regular, se puede comenzar el camino del chamanismo en una experiencia más directa con sus ceremonias y enteógenos diversos. Un cuerpo más saludable y una mejora considerable del tacto sagrado, nos apoyarían en un proceso que ni dando lo mejor de nosotros mismos, sabríamos si sería suficiente. La práctica de este camino requiere una correcta nutrición que nos mantenga fuertes y puros. Al paso del tiempo, el individuo va desarrollando habilidades que le permiten acomodarse a la práctica del Natem, más adelante, llegará el momento de profundizar a través de ayunos cortos en días normales. En esos días será fácil, a través del pulso, ver cómo se mantiene el cuerpo sin darle calorías, eso desvelará si la vida es suficientemente intensa en nosotros. Eso más el correcto desarrollo de habilidades en ceremonia, permitirá que el alumno comienze a explorar sus profundidades completamente vacío bebiendo la Ayahuasca. La tradición nos lleva a largos ayunos, por muchos días, largas caminatas en la selva y sus Cascadas, bebiendo Tabaco y soñando; bebiendo grandes cantidades de Ayahuasca en "Natemamu"; los extractos más potentes de Natem en ceremonia, medicina soplada, transmisiones de poder y curaciones.

Quiero aclarar que esas correctas habilidades son casi imposibles de desarrollar sin años de experiencia con un buen maestro, que además esté centrado en ese trabajo con el alumno. Quiero también explicar, una persona que no tenga energía suficiente, ayune y encima tome Natem (un producto fuerte y de alta calidad), se va a venir abajo, poniéndose en peligro de puro gusto, para después lamentarse en desesperación pidiendo una ayuda ajena difícil de aplicar. Por supuesto la mayor parte de los brebajes que se ofrecen a desconocidos son entregados por personajes que intentan imitar a un verdadero chamán, además esas pócimas no tienen nada que ver con las recetas poderosas antiguas de las tradiciones, básicamente son una droga alucinógena para ver colores un ratito, mucha hoja de yaji y bejucos tiernos con poca cosa de Natem. Es normal, la mayor parte de la gente que viaja y quiere comprar espiritualidad de la cultura moderna, no está preparada para recibir esto y trabajar en serio con el chamanismo. Con dinero sólo se puede comprar un destello lejano de la profundidad del mundo de un pueblo. Por otro lado, la corrupción y el sufrimiento de los pueblos indígenas, los ha avivado en contra del mundo y especialmente de los hijos blancos de sus crueles conquistadores. Por otro lado el chamanismo se olvida y los nativos jóvenes (que hoy son los supuestos chamanes) desean lo que a nosotros nos ha hecho olvidar y empezar una nueva búsqueda. Los mayores ya no están y los jóvenes no aprendieron, ¿se dan cuenta de que estamos al borde de que el verdadero chamanismo quede en un teatro sin raíces y sabiduría?

No ayunen antes de una ceremonia, hagan una dieta perfecta seria y constante, esa es la clave. Cuiden el tacto sagrado y mantengan la llama de la Vida a tope. Serenen sus corazones y mente para llenar el presente de la riqueza del sentir de Arutam. Abandonen la resistencia, no den de comer más a ese monstruo que devora el tacto sagrado. Entrenen y aprendan con un buen maestro que porte los ecos de los ancianos y una buen Natem que exija lo mejor de nosotros. Los largos ayunos vendrán más tarde y todo será hermoso.

Aclaración dieta de mis abuelos

En la selva es difícil encontrar grasa y proteína de origen vegetal. Todo está demasiado mojado y el terreno es agua con muy poca tierra encima muchas veces. Estos elementos son los centrales en una dieta que optimice el alto rendimiento y correcto desarrollo o mantenimiento muscular. En la selva, la perfección de todas las funciones fisiológicas como animal, es absolutamente necesaria. Hay que sobrevivir: construir casa para no mojarse; tener mucha leña seca, cazar, pescar y cultivar para alimentar a la familia; ser fuertes y tener la excelencia para superar los riesgos. La fuerza no puede decaer ni un instante, cuando toque morir será la primera y última caída.  Mis ancestros comían un poco de lo que cultivaban: calabazas variadas, hojas de la selva, raíces diversas, frutas si había, chontas, etc. No se consumía demasiado, porque son demasiado ricos en hidratos, sólo lo necesario para tener una buena energía hasta el descanso. Más allá de esta función, no se le dirigía más importancia o atención. La base central era la grasa y proteína que obtenían sólo del pescado (nada de mariscos, babosas, pulpos etc.) y aves: normalmente silvestres cazadas con bodoquera, incluye especies parecidas a pavos y demás. La grasa saturada les saciaba por mucho tiempo, su proteína nutría sus músculos y construía o reparaba diariamente los tejidos. Obtenían así, unos cuerpos atléticos y perfectos para vivir en una situación de extrema rigurosidad.  Personalmente, aunque que no como aves, sí como pescado recién cogido. He sido simpatizante del veganismo por mucho tiempo, es una bonita idea y muy filosófica, pero la realidad en el sentir final del individuo, muestra su fracaso. Si quitamos la grasa y proteína animal, rellenaremos con manufacturados e hidratos a loco nuestra dieta, eso no le va a funcionar a una persona que necesite rendir a la perfección. "Normalmente" encontramos veganos débiles, delgados, consumidos; o todo lo contrario, gordos, fofos con un lamentable estado de tonificación muscular. Estos hombres y mujeres no podrían vivir en un ambiente natural que requiriera lo mejor de ellos para sobrevivir, así quedarán en sus ciudades, llendo de la casa al trabajo y de vuelta. Es lamentable ver alrededor del mundo el desastre que ha hecho unas creencias filosóficas sin rigurosidad del sentir individual. Realmente escribo este pequeño Post porque quiero ser cada día mejor y compartir lo que así entiendo y compruebo para mí, con la gente que que me sigue y quiero. Sé que muchos se molestaran, hasta los cuchillos de sus ciegas creencias desearán hacerme sangrar, piensen pues como un vegano puede ser violento si no come carne...  Mis abuelos así me enseñaron y así se tomó el Natem (Ayahuasca) en paz.

En la selva es difícil encontrar grasa y proteína de origen vegetal. Todo está demasiado mojado y el terreno es agua con muy poca tierra encima muchas veces. Estos elementos son los centrales en una dieta que optimice el alto rendimiento y correcto desarrollo o mantenimiento muscular. En la selva, la perfección de todas las funciones fisiológicas como animal, es absolutamente necesaria. Hay que sobrevivir: construir casa para no mojarse; tener mucha leña seca, cazar, pescar y cultivar para alimentar a la familia; ser fuertes y tener la excelencia para superar los riesgos. La fuerza no puede decaer ni un instante, cuando toque morir será la primera y última caída.

Mis ancestros comían un poco de lo que cultivaban: calabazas variadas, hojas de la selva, raíces diversas, frutas si había, chontas, etc. No se consumía demasiado, porque son demasiado ricos en hidratos, sólo lo necesario para tener una buena energía hasta el descanso. Más allá de esta función, no se le dirigía más importancia o atención. La base central era la grasa y proteína que obtenían sólo del pescado (nada de mariscos, babosas, pulpos etc.) y aves: normalmente silvestres cazadas con bodoquera, incluye especies parecidas a pavos y demás. La grasa saturada les saciaba por mucho tiempo, su proteína nutría sus músculos y construía o reparaba diariamente los tejidos. Obtenían así, unos cuerpos atléticos y perfectos para vivir en una situación de extrema rigurosidad.

Personalmente, aunque que no como aves, sí como pescado recién cogido. He sido simpatizante del veganismo por mucho tiempo, es una bonita idea y muy filosófica, pero la realidad en el sentir final del individuo, muestra su fracaso. Si quitamos la grasa y proteína animal, rellenaremos con manufacturados e hidratos a loco nuestra dieta, eso no le va a funcionar a una persona que necesite rendir a la perfección. "Normalmente" encontramos veganos débiles, delgados, consumidos; o todo lo contrario, gordos, fofos con un lamentable estado de tonificación muscular. Estos hombres y mujeres no podrían vivir en un ambiente natural que requiriera lo mejor de ellos para sobrevivir, así quedarán en sus ciudades, llendo de la casa al trabajo y de vuelta. Es lamentable ver alrededor del mundo el desastre que ha hecho unas creencias filosóficas sin rigurosidad del sentir individual. Realmente escribo este pequeño Post porque quiero ser cada día mejor y compartir lo que así entiendo y compruebo para mí, con la gente que que me sigue y quiero. Sé que muchos se molestaran, hasta los cuchillos de sus ciegas creencias desearán hacerme sangrar, piensen pues como un vegano puede ser violento si no come carne...

Mis abuelos así me enseñaron y así se tomó el Natem (Ayahuasca) en paz.

Arutam y la fuerza

2018-05-16 10.08.33.jpg

Arutam es un cristal perfecto que contiene la existencia entera en un solo Gran Sentir. Es la inteligencia perfecta detrás del mundo que vemos, eternamente emanante de su propia gracia. Es la armonía que mantiene la sagrada perfección intacta, haciéndola inmortal y eternamente venerable, a un paso del tiempo que la dignifica y descubre nuevos milagros inagotablemente.

Ese sagrado cristal es una paz templada en la insipidez más calma y rica. Toda ansia se ridiculiza a sí misma ante el infinito sentir, cual contiene todo sentimiento en sus crepúsculos más ínfimos y apogeos más esplendorosos, en la chispa de un instante.

El hombre que en ese trance se entrega, descansa en la plenitud. Y en la inteligencia natural que siempre ha sido, comprende el pasado y lo abandona en compasión, respirando libre Arutam en ese único instante que canta, en el océano eterno del Gran Sentimiento.

Cielos que lloran y mojan la tierra dulce, despiertan un chasquido escondido en un rincón entre la tierra, piedra y árboles. Una parte del sentir de Arutam, impreso en alguna hoja verde, recordará al hombre algún matiz de la riqueza de su sentir verdadero. Recordando la Vida las personas sanan, recordando de dónde naciste, dejas de herir el mundo. Lentamente reflexiono, como la compasión es la consecuencia natural de la fuerza.

Segunda parte: La dieta en el chamanismo, especialmente para la ceremonia de Ayahuasca.

20171129_172507.jpg

Continúo con unas aclaraciones del artículo original publicado en el post anterior:

-He recibido bastantes preguntas al respecto de cuáles son las mejores verduras para consumir. Las hojas de todo tipo en ensalada cruda es una gran opción. Todo tipo de verduras de agua, especialmente: calabacines (zuquini) de todo tipo, berenjena, puerro, variedades de calabazas (más moderación), acelgas, espinacas, pimientos, etc. La cantidad en general no importa, hasta la saciedad.

 

-Otra cuestión para aclarar es qué tipo de hidratos consumir. Si hablamos de semillas: la quinua y el alforfón  (trigo sarraceno) son las mejores opciones. Hay que dejar los cereales de lado. Si hablamos de verduras, tenemos raíces ricas en hidratos: la zanahoria, nabo y remolacha como muy aceptables, recordando que debemos consumir una cantidad moderada. Con el rábano hay que ser más cuidadoso porque es picante. La papa y batata se pueden consumir, pero debido al alto contenido en hidratos, debe ser poca la cantidad. Una aproximación sería no más de 500g por día en total, para un almuerzo combinado de raíces (cada persona es distinta y deber ir probando). Aclarar que debemos decidir si comemos en el almuerzo semillas o raíces, no juntas. En la selva se tiene sólo raíces: yuca, pelma, papachinia, camote, etc. Estos son los hidratos normalmente consumidos junto al plátano verde.

 

- Respecto a la fruta, no debe comerse muy tarde, para mí, después de ceremonia, después del agua es genial. En la temprana tarde suelo tomar mi segunda ración. En mi vida normal, intento consumir alrededor de dos kilos diarios, no tanto los días de ceremonia. Es muy importante diferenciar en dos las frutas: bajas en azúcares y las que no. Recomendables para un consumo alto diario y permitidas durante ceremonia serían, por ejemplo: melón y sandía (mejor solas); la uva, manzana y pera (un poco frías para el Natem); blueberries, durazno, níspero, albaricoque, ciruelas y papaya son geniales siempre. La chirimoya, cereza, higo y el caqui no son tan recomendables en la tarde de los días de ceremonia, son muy dulces. La banana y dátil son demasiado dulces, no recomendables. Fresa, frambuesa, mora, kiwi, piña, pocas gotas de limón y mandarina (muy poca) deben consumirse con moderación y lejos de las ceremonias, son bastantes ácidas. La naranja, pomelo, etc., no se utilizan en el camino del chamanismo debido a su acidez extrema.

 

- La sal es una opción necesaria. La rosada o sal de mina, es la mejor y tradicionalmente usada en la selva. Cierto que hay que ser insípido como el cielo, el agua y la brisa, pero los riñones necesitan estimulación y fuerza para apoyarnos en las largas noches seguidas de profunda concentración. Poca pero fundamental, especialmente para los no bien entrenados. La debilidad del tacto sagrado en la fuente de su nacimiento en el cuerpo: los riñones, es un mal muy compartido en las ciudades. Las personan fallan mucho en su trabajo en el chamanismo y consigo mismos por ello. No jugemos aflojando demasiado: el largo abandono del Espíritu, la debilidad de su tacto; al abuso a través de la sobre estimulación, ansiedad y sexo, sólo quedan al descubierto con la carencia de sal y ayuno forzado.

 

- Otra cuestión es el asunto del ayuno: comer o no comer... Señores, hay que comer, hace falta energía para mantener la intensidad o para trabajar en pos del equilibrio en Arutam. Las personas en las ciudades son muy débiles, no son una pura raza criada en la naturaleza llena de tacto sagrado y cuidado ayuno sexual. Con el fuego de la vida débil entre los riñones, no pueden resistir y trabajar bien con la Ayahuasca especialmente, aunque se aplica a cualquier enteógeno. El ayuno es un peligro y una inutilidad en el chamanismo, salvo para un experto. La energía de los alimentos ayuda cuando hay insufencia del tacto sagrado, es fundamental para resistir y no desmoronarse, especialmente para ceremonias con fuertes plantas de poder y maestros poderosos. Lo que hay que hacer, en todo caso, es comer poco y pronto, antes del medio día de ceremonia.